lunes, 17 de diciembre de 2012

Errores comunes del fotógrafo novato y cómo solucionarlos

Como jóvenes fotógrafos, somos propensos a cometer una serie de errores que pueden ser evitables. Estamos emocionados, nos acabamos de comprar una cámara como la gente, y queremos salir a sacarle el máximo provecho. Por eso, hoy vamos a repasar una lista con los 5 errores más comunes de los fotógrafos principiantes, con algunos consejos para remediarlos. De hecho, les recomiendo el post de Fernando donde nos cuenta algunos tips para mejorar como fotógrafos.

1. No tener un objeto interesante
Cuando acabamos de comprar una cámara, queremos fotografiar todo lo que está a nuestro alcance. Pero muchas veces, al querer abarcar todo nos olvidamos de nuestras aspiraciones estéticas o de reporte. Si vamos a fotografiar, tenemos que encontrar algo que valga la pena.
Lo primero que tenemos que considerar es nuestro objeto: ¿qué es? ¿Por qué tenemos tanto interés en fotografiarlo? Si no tenemos una respuesta clara, entonces no vale la pena. Si podemos responderlo, y aunque no tenga importancia nada más que para nosotros, entonces podemos seguir adelante.
Por otro lado, también podemos tener un tema interesante y no poder concretar bien la fotografía. Por eso, tenemos que sopesar nuestras decisiones estéticas para obtener la mejor toma posible. ¿Cuál es el mejor encuadra? ¿Qué opciones tenemos que usar para tener el mejor resultado? Son cosas que tenemos que considerar antes de apretar el disparador.
2. Rendirse
Puede que sintamos la tentación de rendirnos demasiado rápido. Porque nos cansamos de no obtener resultados, o porque sentimos que ya tenemos todo lo que necesitamos. En los dos casos, puede que estemos bajando los brazos demasiado pronto. Es fácil rendirse cuando no tenemos el conocimiento. Pero el aprendizaje, que sucede en todas las etapas de la vida, es un proceso, y generalmente un proceso largo.
Para poder solucionarlo, tenemos que afinar nuestro olfato exploratorio, no solamente, por ejemplo, hacer las fotos desde el lugar más tradicional, sino buscar alternativas, otros ángulos, otras formas de contar la misma historia. En la variedad está el gusto, y quizás descubramos cosas sobre nosotros mismos que no sabíamos que estaban allí.
Por otra parte, puede que nos cansemos de estar fotografiando todo el tiempo. Como dijimos, no siempre es necesario apretar y apretar el disparador, a veces es mejor pensar por un tiempo para obtener el encuadre que estamos buscando.
3. No encuadrar bien
En relación con el punto anterior, un error de principiante reside en la composición. Por ejemplo, tener al objeto en el centro de la toma puede dar una impresión estática que no estamos buscando. Si no tenemos conocimientos de composición, tenemos altas probabilidades de terminar insatisfechos con nuestro trabajo.
A veces, informarse un poco sobre composición de imágenes, como por ejemplo la regla de los tercios, es fundamental para tener un buen resultado. Algunos novatos se concentran en la parte equivocada de la composición, en lugar de pensar cuál será la mejor forma de hacerlo.
También sucede que componemos bien pero luego concentramos el foco en otra parte. Las cámaras nos permiten jugar bastante con el foco, no perdamos esta oportunidad para componer imágenes fantásticas.
4. No pensar en la iluminación
Aunque se puede hacer mucho en la etapa de posproducción de las fotografías, también corremos el riesgo de pensar que todo se puede solucionar. No considerar las condiciones lumínicas de una toma es uno de nuestros pecados capitales.
Tenemos que considerar la dirección de la luz, y observarla antes de hacer cualquier cosa. Si estamos ubicados en el lugar equivocado, no obtendremos los resultados que estamos buscando.
Una vez que hemos considerado esto, la resolución es simple: nos movemos nosotros, movemos a nuestro sujeto, o hasta volvemos en un momento donde podamos tener mejor luz para hacer la toma.
5. Fotografías movidas
Otra de las consideraciones está relacionada con la nitidez de las fotografías. Por supuesto, la solución es mantener la cámara quieta, sobre todo en condiciones en las que estamos trabajando con velocidades de 1/8vo. La solución, simple, mantener la cámara quieta, o elevar la sensibilidad ISO que cada día está más mejorada.
Fuente: http://altfoto.com/2012/12/errores-fotografia-principiante