miércoles, 29 de mayo de 2013

Gran Ringo

Una de las polémicas más inútiles del mundo del rock es si Ringo Starr es buen baterista o no.
Cualquier baterista o estudiante de batería puede con su lengua desafiar a la leyenda viviente del mundo pop. Claro, hablar es muy sencillo, gratuito y en general nadie exige fundamentar lo que livianamente se dice. Me gustaría comenzar con una pregunta muy sencilla ¿Las cosas las realizan los mejores o simplemente quienes lo hacen? Aquí vamos a tener la primer respuesta. Las acciones dan resultados concretos, palpables o audibles. En otras palabras, donde no había nada ahora hay una canción, un ritmo, una melodía.
Ringo Starr fue el baterista de los Beatles. Cientos de grabaciones así lo indican. Les guste o no.
Los biógrafos reconocen a Pete Best como el primer baterista de Los Beatles. De hecho tocó hasta antes de la grabación de su primer disco oficial. Tuve la suerte de conocer a Pete Best, incluso tocar con él. George Martin, productor artístico de los Beatles, objetó el nivel baterístico de Best y les sugirió llamar a un muy buen sesionista llamado Ringo Starr. Su llegada le dio a la banda una sonoridad contundente. Un gran mérito de Ringo es haber tocado en cada canción "lo justo y necesario". No es sencillo. La popular frase "mono con navaja" podría reemplazarse por "batero con palillos". Muchos son los casos de desagradables bandas dominadas por insoportables bateristas que sólo quieren impresionar.
Las grabaciones de los Beatles demuestran el correcto trabajo de Ringo, quien además de aportar musicalidad y buen gusto, hizo coros, fue cantante solista y participó de la composición. Muchos noveles bateristas o estudiantes suelen confundir destreza o virtuosismo con musicalidad, sin saber que en algunos casos éstas andan en las antípodas de la música. Confundir el aspecto deportivo (velocidad, espectacularidad) de la batería, con el aspecto musical, es una trampa. El buen músico es el que aporta LO QUE LA MUSICA NECESITA.
En ese sentido Ringo Starr fue inmejorable. Muchos bateristas intentaron cambiar los ritmos originales por otros más sofisticados o veloces en las canciones de los Beatles. El resultado fue patético. Los ritmos de Ringo son imbatibles.
Resulta caprichoso considerar que Ringo no fue un buen baterista. Starr, con un histrionismo único para el humor, no tuvo problemas en hacer el papel de looser en las películas de los fab four. Pero no confundir ese rol de ficción con su desempeño en la batería. Los argentinos tendremos la oportunidad de disfrutarlo por segunda vez. En el nuevo tour, la banda incluye a estrellas de la música como Steve Lukater , Todd Rungren y Greg Bissonette. La cita será el 6 de noviembre en Córdoba, tal como publicó en su cuenta de Twitter el productor Jose Palazzo, quien además agregó que el concierto se realizará en el Orfeo Superdomo, en la ciudad de Córdoba, en un armado con butacas que reducirá un poco su capacidad final a 5000 espectadores. El 8 de octubre será el turno de Buenos Aires en el Luna Park, que tan bien lo recibió en su primera visita.
Fuente: http://www.larazon.com.ar/show/Gran-Ringo_0_457800103.html – Por GILLESPI