lunes, 28 de febrero de 2011

Marcas de agua en tus fotos: ¿si o no?

Las marcas de agua pueden ser una excelente herramienta de protección como también una perfecta molestia para los usuarios. Las marcas de agua son la forma de defensa por excelencia en la fotografía digital. Originalmente, quien poseía el negativo era quien tenia el control en la distribución de la obra. Salvo que una copia fuese robada físicamente no había ningún tipo de problema con su exposición ya que no existía manera fácil de tomarla y utilizarla sin autorización del autor.

En la era digital toda esta dinámica es mas laxa y si puedes ver una imagen en tu monitor, se puede descargar. Adueñarnos de una obra, al menos de manera digital, esta a dos o tres clics de distancia. Flickr tiene su propio sistema de defensa pero aun así es bastante débil, cualquier persona con mínimos conocimientos puede extraer una fotografía y saltarse la protección.

La marca de agua digital consiste en sobreimprimir en la imagen un logo o nombre en una baja opacidad. Es algo invasiva pero al tener una transparencia permite seguir viendo la imagen. Existen procesos mas complejos, como la esteganografia digital, pero excede el propósito de este articulo. Si haz sufrido algún “robo” seguramente te habrás preguntado si utilizar o no marcas de agua. Intentare explorar las dos posibles decisiones.

Porqué deberías utilizar marcas de agua

Es la única forma de defenderte. Colocando una buena marca de agua en la parte central de la imagen sera prácticamente imposible removerla y desalentara a aquellos que quieran utilizarla sin tu permiso. Ademas, si alguien realmente tiene la necesidad de usar tu imagen, tendrá que contactarte y tiene un potencial de que termine en una venta. Una marca de agua ademas es una vía de contacto. Si aun así, con marca de agua y todo, tu imagen termina en otro sitio web sin tu autorización, aquellos que se hayan interesado en tu trabajo podrán buscarte con la información que agregues a la imagen.

Porqué no deberías utilizar marcas de agua

Sencillamente es invasivo y molesta al espectador. Aun el mas pequeño detalle, por mas que este en una esquina y tenga un tamaño moderado, genera ruido en la comunicación y distrae al usuario. Hay algunos casos en los que el simple afán de asegurar su autoría, se convierte en un exceso. En vez de ensuciar tu propia fotografía, puedes agregar datos decopyright en los metadatos EXIF de la imagen. Sera mas difícil comprobar tu sutoria en un caso de robo, pero esos datos seguirán estando ahí en la mayoría de los casos. Incluso sin esta información, si alguien realmente desea conocer tu obra o contactarte, puede utilizar servicios como TinEye.

¿Que hacer?

A modo de conclusión y basado solamente en mi propia experiencia, deberías dejar de lado las marcas de agua. Cruzarme con una buena imagen y ver que tiene marca de agua arruina mi experiencia. Es simplemente un ruido en la señal. ¿Quieres proteger tu trabajo? Licencia tus contenidos en Creative Commons. No faltara aquel que te robe alguna imagen, pero tendrás mas exposición con una licencia mas flexible que con una restrictiva.

Foto: Steve Wall

Fuente: http://altfoto.com/2011/02/marcas-de-agua-%C2%BFsi-o-no

No hay comentarios:

Publicar un comentario